Ordenan captura

“Yo sé que ésta me las va a pagar, me duele cuando me veo en el espejo y veo que no soy la misma”, dijo Lupita “Yo sé que ésta me las va a pagar, me duele cuando me veo en el espejo y veo que no soy la misma”, dijo Lupita

La Fiscalía General de la República decretó la detención de Jorge Alberto Reyes Ramos por agredir a su hija y lesionarla con un martillo en el rostro.

Esto le ha valido a Reyes el cargo de homicidio agravado en grado de tentativa en contra de su hija Guadalupe del Carmen Reyes Méndez, según la Unidad del Menor y la Mujer.

La menor de 14 años fue atacada por su padre el 27 de enero del presente año, mientras ambos se encontraban solos en su casa de habitación.

Según la madre de la víctima, Maura Lilian Méndez de Reyes, Jorge Alberto atacó con un martillo a su hija, provocándole lesiones graves en cabeza y rostro. La agresión se dio como a la 1:00 de la madrugada, pero la menor fue auxiliada por vecinos a las 7:00 de la mañana.

Guadalupe del Carmen resultó con hundimiento de cráneo y el rostro desfigurado, ella ya fue sometida a una operación en su cabeza, pero está pendiente de la operación reconstructiva en su rostro.

Según la madre, esta operación estaba programada para la segunda semana de marzo, pero en esa fecha, Eduardo Revelo, cirujano plástico del hospital Rosales, le informó que no se podría, porque el hospital no cuenta con los medicamentos necesarios, por tanto, la niña tendrá que esperar de dos a tres años para que su rostro sea reconstruido.

Emocionalmente Guadalupe se está recuperando, dice su madre, pero guarda rencor hacia su padre:”Yo sé que ésta me las va a pagar, me duele cuando me veo en el espejo y veo que no soy la misma”, dice la niña. Hace algunos días, Guadalupe reanudó sus estudios en séptimo grado.

Antes del ataque, Reyes fue procesado por violencia intrafamiliar y agresiones, pero fue liberado con la condición de no embriagarse, drogarse ni maltratar a su familia.

Las hermanas del atacante confirmaron que Reyes es de carácter violento y por eso preferían mantenerse al margen de los problemas.

La señora de Reyes, después de 20 años de matrimonio, abandonó a su esposo un mes antes de la tragedia, pero Guadalupe prefirió quedarse con su padre para cuidar de él .

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *